Sin duda Nueva York es un destino que antes o después cualquier viajero no debe perderse. Un maremagnum increíble de culturas asentadas abrazando a un bullicioso corazón financiero, centro de actividades mundial. Con barrios tranquilos, zonas que funcionan las 24h del día, un metro de infarto y unos edificios que juegan a la torre de babel Nueva York es la pluriculturalidad hecha ciudad.

Donde alojarse en Nueva York

Quizá sea la ciudad en la que más opciones de alojamiento puedas encontrar. Hay cientos de opciones pero no es una ciudad barata la verdad y si quieres viajar relativamente barato tendrás que alejarte de Midtown y Lower Manhattan.

Brooklyn es una buena opción (y la que elegimos) para buscar alojamiento ya que es un barrio muy tranquilo, bonito y agradable. Está perfectamente conectado por metro y te ahorraras unos dólares.

Respecto a hotel y apartamento, nosotros para pasar una semana en el mismo sitio preferimos la opción de apartamento ya que es un gusto tener “tu casa” donde poder desayunar y cenar tranquilamente además de ahorrarte una pasta desayunando y cenando en casa.

En nuestro caso recurrimos a Airbnb para buscar alojamiento. Vivir una semana en una de las típicas casas de película de Brooklyn es parte del viaje y la experiencia fue 100% positiva. En nuestro caso, no llegaba a ser un apartamento privado, sino que vives en la planta de arriba de una vivienda, pero totalmente equipada con baño y cocina.

Los dueños son un encanto y ella además es argentina. No nos cruzamos con ellos en toda la semana, y no hacen por encontrarse respetando tu estancia sin interrupciones y charlas que si no las buscas pueden resultar incómodas, sobre todo si estás cansado por la noche o con prisas por la mañana. El dueño nos ayudó con todo lo que necesitamos y se encargó de imprimir las tarjetas de embarque. Dispone de un ordenador en la habitación (a parte de la TV) que es muy útil para poder estar conectado o consultar cualquier cosa.

Wifi

Nunca en mi vida he visto la lista de redes wifi encontradas tan llena de redes, es algo que llega a asustar. Y entre todas ellas hay muchas libres, establecimientos, parques, hoteles e incluso algunas estaciones de metro tienen wifi gratis. No hay que preocuparse que podremos estar conectados en todo momento.

Cómo moverse por Nueva York

Nosotros utilizamos única y exclusivamente el metro. Es un metro un pelín lioso al principio pero muy útil si le pillas el punto. A diferencia de Madrid, Barcelona o París cada color no significa una línea, sino que pueden pasar varias y cada una con diferentes paradas. Simplemente tienes que mirar en tu parada destino qué número o letra de metro para y coger la que menos paradas realice y así ir más rápido.

A veces en las paradas los diferencian entre Local y Fast para referirse a la línea que para en todas y la que solo para en algunas. El error más habitual el principio es coger el metro atendiendo solo al color de la línea y coger el que no para en la estación en la que quieres parar. Una vez que te pasa esto ya no te vuelve a pasar.

Merece la pena coger el pase de metro de una semana, son 30 dolares y solo usando el metro para ir y volver al apartamento ya te dejas 5 dólares por día (2,5 por trayecto) por lo que en una semana te dejarías 35 dolares solo yendo y viniendo del apartamento, en total nos hubiéramos dejado más de 50 dolares seguro.

Las propinas

Este es un tema que me ha rallado un poco, las putas propinas. Acostumbrados a que las propinas en españa son algo casi anecdótico ya que se “presupone” que el camarero ya tiene un sueldo digno (aunque me está dando miedo vergüenza escribir esto con los tiempos que corren). En EEUU el sueldo de los camareros depende mucho de las propinas a parte de será algo muy asentado culturalmente.

La cantidad más o menos oficiosa de propinas es entre un 15% y un 20% del total, ojo, del total antes de impuestos. Si pagas en cash es fácil lo dejas cuando te traen el cambio y listo. Pero cuando pagas con tarjeta es algo extraño ya que no es como en españa que luego dejas alguna moneda. Cuando pagas con tarjeta te la cogen, la pasan por el datafono y te traen un papelito para rellenar, ahí anotas la propina y el total a cargar en la tarjeta y luego ya te lo cargan.

La seguridad

EEUU es un sitio absolutamente seguro y cómodo, a pesar de ser una gran ciudad en ningún momento he tenido la sensación de tener que agarrarme el zurrón, ni siquiera en el metro.

En Madrid y Barcelona he temido más por mis bienes que en EEUU. La gente en general es amable y servicial, es una de las cosas que más nos ha llamado la atención, en una ciudad en la que puede invitar a pensar que cada cual va a su bola, todo lo contrario en más de una ocasión nos han ayudado sin ni siquiera pedirlo. Obviamente con medidas de sentido común, si te vas al Bronx con un rolex y la réflex colgada vuelves en gallumbos seguro.

Viajar en Avión

Como en cualquier sitio lo mejor es buscar combinaciones con buscadores globales tipo Skyscanner. Siempre acordándose de borrar las cookies e historial cuando vayamos a comprar para que no nos la cuelen. Noviembre es una época barata para viajar, nosotros encontramos un vuelo directo con Iberia de sábado a sábado por 400 euros/persona. Pero haciendo búsquedas llegué a encontrarlo por 160 en enero, obviamente con escalan infernales y en días entre semana, pero es cruzar el charco por menos de 200 euros.

New York City Pass

Es una especie de bono con una serie de visitas que si realizas la mayoría te ahorras pasta. Es una cuestión muy sencilla de calcular, haces números de lo que quieres ver y ves si te sale a cuenta pagarlo por separado o a través de la City Pass. En la web está toda la info. El bono lo puedes adquirir en cualquiera de los puntos a los que da acceso el bono, o bien a través de la web.

Cosas interesantes es que te ahorras las colas, que en temporada alta deben ser importantes. En nuestro caso tampoco le sacamos mucho partido a esa ventaja ya que había poca gente en los monumentos, pero algo ya nos ahorramos de espera.

Nosotros lo cogimos porque nos salía parecido verlo suelto que con bono y el poder subir dos veces el Empire Estate (de día y de noche) nos parecía interesante. Si quieres apurar y ahorrarse pasta en el museo de ciencias naturales solo tienes que pagar la voluntad y en el Empire State puedes subir y esperar a que anochezca.

Excursiones en Nueva York

Leave a comment